Determinamos y supervisamos nuestro impacto

Análisis del ciclo de vida del campeonato

El análisis del ciclo de vida (ACV) se encuentra a la vanguardia de los estudios sostenibles. Engloba una visión holística de la producción, la ejecución y el final de la vida útil del evento, evaluando su impacto desde su principio a su fin, o a otro principio.

El ECV no solo calcula nuestra huella de carbono, sino que también realiza una recopilación de datos completa en la que se incluye el impacto del campeonato en el cambio climático, la huella hídrica, la calidad de los ecosistemas, los recursos naturales y la salud humana. Las áreas de actividad de la Formula E que se analizan son la carga, los viajes de negocios, la logística y la gestión de los eventos, los viajes de los espectadores, la infraestructura e instalaciones y el consumo de energía, entre otras.

Para la quinta temporada, tenemos pensado ampliar nuestro ámbito para incluir el desarrollo y la producción de los coches y las baterías.

El impacto ambiental

Continuamos supervisando y determinando el impacto ambiental que provocamos para comprender cómo podemos realizar mejoras reales en nuestras operaciones y planificación. De manera uniforme durante las primeras cuatro temporadas, nuestro mayor impacto en el clima proviene de las emisiones de gases de efecto invernadero debidas a la carga y el transporte entre carreras. Otras importantes áreas de impacto son el desplazamiento del personal a las carreras, especialmente aquellos que vienen de fuera de Europa, y las comidas y bebidas que se sirven en los eventos.

Para poder reducir nuestro impacto medioambiental, debemos mejorar el calendario de las carreras para poder enviarlo todo por barco y tren en lugar de por transporte aéreo. También tenemos una clara oportunidad de reducir nuestra huella de carbono si servimos comidas bajas en carbono, específicamente, más opciones vegetarianas o de pollo.